Nosostros

A sus 27 años, Emma Watson no es una actriz que pase desapercibida, es una  modelo a seguir para millones de mujeres jóvenes alrededor del mundo. Su belleza natural y el…

Consejos para elegir el color de labial, según tu tono de piel

Cuántas veces has ido a tu tienda favorita a buscar el mismo labial que luce tus cantantes o artistas favoritas y al probártela has visto que no te favorece en absoluto. Lo que sí debemos tener claro es la diferencia entre lo que nos gusta y lo que nos sienta bien a la hora de elegir pintalabios. Para ello, tendremos en cuenta nuestro color de piel como primera referencia básica, aunque también influye el color del pelo y la ropa y complementos de cada momento.

Pero ¿cómo elegir bien el color del labial que mejor te queda según el tono de tu piel?

Primero debes descubrir si tu piel es fría o cálida. La regla es fácil debes mirar las venas de tu muñeca, si tus venas son azuladas o violetas, tienes un tono de piel frío; si son verdosas, tu piel es cálido.

Sigue estos consejos para que encuentres el labial perfecto para ti.

  • Para una piel clara fría

Este tono de piel se asemeja a un papel en blanco, por lo que les favorecen una gran cantidad de tonos de labial puedes elegir entre morados, ciruelas, naranjas y corales, rosas claros y gama de fucsias. Si quieres lucir más natural elige rosado o fucsia claro, que son tonos que se asemejen más a tu color de labios.

  • Para una piel clara cálida

Escoge tonos vibrantes y llenos de color como el coral, los dorados y los bronces. Pero si te apetece un look más natural y fresco los tonos tostados, ‘nude’ beige, o coral claro serán tus aliados.

  • Para piel morena

Los dorados, corales, fucsia, terracota, o cerezas y los colores cálidos, en general, son los tonos que más favorecen a este tono de piel. La clave de la piel morena es, seleccionar labiales cuya fórmula contenga un color más fuerte y así resaltarán tu tonalidad de piel. Pero evita los tonos oscuros como rojos vinos, marrones y pasteles que pueden opacar tu piel.

Y el color que nos favorece a todas es el rojo. Independientemente del tono de piel que tengas. Es un color que aporta mucha luz al rostro y resalta los rasgos.

“Si tienes una piel morena, evita los tonos oscuros como rojos vinos, marrones y pasteles que pueden opacar tu piel”

Comparte en tus Redes Sociales:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *